Para leer En Un Soplo Profundo en una plantilla adecuada a la pantalla de tu teléfono móvil ingresá a http://enunsoploprofundo.blogspot.com/?m=1

jueves, 1 de noviembre de 2018

descascarada

miro la manchita en la pared
lo descascarado del placar
qué tristes los objetos imperfectos
defiendo lo imperfecto de mi ser
me gusto anómala
yo también tengo manchitas
yo también estoy descascarada
miro la pared
no me gusto rota
defiendo mis emparches
me gusto ensamblada
miro lo sucio
lo desordenado en el suelo
miro lo que hay que reemplazar
a veces quiero todo nuevo
qué hermosos los objetos con historias
defiendo mi nostalgia
me gusto anticuada
yo también me desordeno
yo también me tengo que lavar
me gusto renovada
me gusto cuando me escribo el cuerpo

viernes, 5 de octubre de 2018

microcentro antes de volver a casa

todas eligen carritos
yo me limo las uñas
me encarno las uñas
todxs buscan entradas
yo casi nunca vengo al centro
si el mundo está habitado es porque las mujeres parimos
¿parimos?

viernes, 28 de septiembre de 2018

Brocatel

digo pena
digo digno
digo profundo
y me trae tu cara de las 8 de la noche
del encuentro
del cansancio
de la tristeza en los ojos

digo roto
digo moneda
digo pobre
y me cuenta la historia
del esfuerzo
de los nadies

digo broma
digo brillo
digo teléfono
y hago foco en la taza blanca
la silla de oficina
el auricular

digo siempre
digo nunca
y me envuelve una tela larga plateada
entretejida con amor y dolor.

jueves, 5 de julio de 2018

Let me be

donde no hago
cuando no tengo
podría salir
a cazar vientos
sería lindo que...
estoy tan despeinada, mi amor

no soy sagrada
nadie es feliz
no hay perros ladrando en mi puerta
muere el corazón
gritando
Let me be

solo pienso en:
poesías tristes
por qué no estamos
Bichitx
juntxs - solxs - vivxs.

martes, 26 de junio de 2018

motorpsico



siempre tengo a mano - para

un Polonio - el dolor
faro en el alma - la oscuridad
viento en la cabeza - irme a volar
mar frenético de deseos - salpicarme la cara
atardecer - dejar de sentir el cuerpo

el ranchito donde descansan los grandes sueños

viernes, 15 de junio de 2018

pulcro vacíe fría amortajades mandatxs grano extrema muerta

la pulcro
de la casa vacíe
suelo fría
gritan dolor
cuerpas amortajades
burlando las mandatxs
guiones plagiadxs
surcan pozos de amargura

mascando el tiempa
mujer podrías entederme
hablemos da todx
¿no queréis saber cómo se siente?
somas un grano
en la cula de todes
quieran o no
guste o no
(la única o para el no)
extrema o muerta


lluvia roja

llueven planetas
chamusca la humedad
                barriendo deshechos
desanida la mujer que fuiste
aire espeso
engordando los muslos
cielo migrante
la lluvia te recuerda:
un día salió tu sol
luna incansable espera
lluvia roja
                no te quería
te espero
hundir las manos en ritos paganos
luna menguante
                intersticio
                               sol - noche
luna llena
lluvia roja
halago de lo perdido
luna nueva
                nace animosamente.

viernes, 4 de mayo de 2018

nada

no era nada
todo eso que sabías
los domingos de llanto
lo que creíste era el amor
no es nada
la muestra
una pregunta
la certeza en la explicación
no son nada
los días que soñaste
las células que acobijaste con dolor

viernes, 23 de febrero de 2018

bastaba


bastaba
cerrar la ventana cuando hacía frío de gato
alcanzar al espejo para peinarme la raya
una casa al aire libre
encerrarse para quedar a la intemperie
una pared en la araña
correr el mar para mirar la cortina
taparse los ojos para ver la inmensidad
la claridad perforando los párpados
acostarse a las 10
dormir con el cuerpo enterrado para que no te encuentren los moñitos
el faro en la ventana
la lumbre tenue y titilante de una vela de siglos atrás
las dunas desarmadas
la historia viva de un pueblo
               escupirle la cara a la modernidad
               sincronizarse con el tiempo y la naturaleza
               buscar la luna nueva
               un sol recostado en el mar
               el tornasol del ocaso
               la espuma de las olas
               el canto del gallo al amanecer
               bastaban 12 segundos de oscuridad

jueves, 22 de febrero de 2018

Ahí va el Polonio

Creía conocerme cada metro cuadrado de arena cada ranchito pero ta apenas llegué casi mucho me parecía nuevo Y hasta descuidado el pasto tan crecido Al fin y al cabo había venido fuera de temporada la última vez En la playa todo era mucho bueno nuevamente La arena bastante blanca las piedras las casitas dispuestas a la que me importa Descubrí que el rancho what a shity life ahora es un hostel nuevo y grande Lo más salado es la puesta del sol zarpada Las paredes de los ranchos blancos se ven con un tornasol naranja Los minutos siguientes cuando el sol se esconde el cielo queda vacío como el pecho un blanco incoloro ta Hasta que todo se cubre de un manto rosado Ya de noche pila de estrellas nunca ví tantas Y Cada doce segundos
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
.
el faro echando luz

viernes, 9 de febrero de 2018

ya no es extraño extrañar-te

puedo decir si te extraño
¿puedo decir que no te extraño?
bah, no
mentira
claro que te extraño
pasa que:
sos un hábito
como llegar y hojear el diario
o bañarse con mucho sueño
o sacar una foto del atardecer
mezclar leche con nesquik
ya no es extraño
esto de:
pensar- tus aromas
sentir- en vos.

inventario

papeles años 2000: en alguna caja
disco rígido: roto
compact discs: perdidos
dvds: archivados
micro sd 8 giga bytes: robada
micro sd 32 giga bytes: vacía
blog: poesías publicadas, incorporar relatos
nube azul: bastante vacía
nube celeste, amarilla y verde: casi llena
my space: desactivado, contenido recuperado
fotolog: en desuso, contenido nunca guardado
efebe: activo, hacer backup
molino de viento: casi lleno, desordenado
insta: efímero, archivo atomizado
armadillos: escondidos en el techo
heráclitos: muchos en las plantas
demogorgones: pocos en el baño
reptiles: algunos en la ventana
cicatrices: en la ingle (3)
quemaduras: en músculos papilares
España: extrasistoles en la cabeza

viernes, 2 de febrero de 2018

asesina

yo los maté a todos.
a partir de los 4 años
cuando comprendí la muerte,
a pesar de parecerle imposible a la tarotista clásica
y amargada de la avenida nazca,
los fui matando a todos.
uno a uno iban muriendo
trágicamente.
enfermedad terminal,
accidente fatal,
asesinato brutal,
imprudencia y mala suerte
sus causas de muerte.
me declaro culpable.
nunca maté a semilla,
a semilla sí que no la maté.
semilla era potencialmente muchas plantas.
me declaro inocente.
finalmente la botánica nerviosa
y mala tenía razón,
una nueva semilla no suplantará a la anterior.
a la próxima la voy a matar.
por las dudas que sea
potencialmente muchas otras plantas.
escucho una ambulancia
¿y ahora a quién maté?

miércoles, 31 de enero de 2018

high definition

estoy pensando
en lo que ansío
con otras formas
viene en poesías que aún no escribí
en libros acumulados/ por adquirir
veo el porvenir en fotos coloridas
sin rostros en alta definición
cuerpos con retazos de ropa
ciertos puntos del mapa que
a su vez, vienen con obras de teatro
y escritoras de otros continentes
con la mirada cálida sobre lo cotidiano
me recuerdan sentarme a tipear
sintiéndolo todo
jugarle al tiempo una rayuela
abril, qué bello abril
le temo pavura
hubiera sido
no había manera que sea
abril
le temo llanto
estiro esta sensación
de poesía liviana
y el tiempo que no importa
que no pasa
aún falta para abril. 

pluma del dolor/ para expulsar

tenía esta pluma del dolor, guardada en el cajón más oculto de mis obritas literarias. pude escribir, pude hablar hasta por los codos y el vientre (siempre con la convicción de que tenemos que hablar más de esto), pero no pude traspasar ese umbral que reside en la vieja discusión acerca de si es lo que define a una obra: su publicación. un día tuve el impulso, pero lo releí y decidí mejor no, demasiado personal, pensé, por qué tanta exposición autobiográfica. como si no me desnudara con cada poesía que escribo desde los 14 años. el temor entonces no era que me vieran desnuda, era que supieran cómo se sentía. hasta que gracias a una artista madrileña* volví a descubrir que para esto nací con un lápiz en la mano, para transformarlo todo en poesía. con la poesía se dan muchas batallas, con ella también luchamos las mujeres contra todo lo que nos quieren imponer a propósito de nuestra naturaleza.

gracias a los puños de estas mujeres escritoras** por ayudar a que me atreva a publicar, a reafirmar que debía hacerlo. ratón, manchita blanca, semilla, hay que nombrarlo todo. las invito también a ustedes a hablar, a escribir, a contar.

--

qué atesoro
en mi vientre hoy
latido de ilusión
la más profunda que sentí jamás
tanta plenitud
aprieta el botón del jean
explota el corpiño
hay que comer bien
me acuesto y pienso:
un alma incipiente
se abrió un huequito entre los dos
maravilloso desarrollo
obra mágica de la naturaleza
lanzo al espacio cohetes de ideas
tan surreal
el futuro se ve encantador.


la sangre irrumpe
transformándolo todo
Semilla no late más
ilusión se desintegró
vacío y angustia
miedo extremo al dolor
ansiedad de superar
de re-inventar
no atesoro más que:
un listado de nombres por llamar
un cuerpo empezado a cambiar.

cómo expulsar restos de mí
sangra y duele
el rojo cambió de color
nuevos sentidos para mi ser mujer
hay que terminar con esto
si casi no empezó
tenés que ser valiente
no te vayas a desangrar
los sueños se van por las cañerías
me doblo en el bidet
alivio y vacío.

un calendario de 9 meses que no fue
eventos sin panza
me miro mucho al espejo
caderas ensanchadas
quisiera adelgazar
usar mis pantalones preferidos
quisiera publicar muchos libros
quiero muchas cosas
tenés que ser paciente
no todo se puede controlar
siempre mis deseos fueron más rápidos que los días.

--

*http://www.eldiario.es/nidos/Cuerpo-embarazada-embrion-historia-abortos_0_732827460.html, por Paula Bonet.

**http://www.eldiario.es/nidos/escenas-intimas-hablar-aborto-espontaneo_0_693281500.html, por Luna Miguel.

jueves, 4 de enero de 2018

abrir el pecho musical

vuelvo a las letras
al rock oscuro
un puño que reconozco
en su tornasol
una guitarra con sabor a lágrimas
laberinto con las curvas de mis ideas
buscando algún canal de transmisión
hacia lo profundo
de nuestro arte melancólico
vagabundo y sin dueño
el destino trunco
de los incansables
cambiarse el nombre un rato
ser desconocidos
borrar las historias
publicaciones
conservar el perfil
qué me amarra a este sentimiento
de nostalgia y perdición
de sueños de juventud
desesperada
en tu reflejo me encuentro
me siento libre buscándome
suena una cajita musical
cada vez que me abro el pecho y hurgo